La Asociación Mexicana de Gas LP y Empresas Conexas (Amexgas) acusó que diversos grupos criminales están creando plazas para vender gas de dudosa procedencia, impidiendo que las empresas formales puedan comercializar el energético, lo que significa una violación a los derechos constitucionales.

En conferencia de prensa el presidente de la asociación, Carlos Serrano, explicó que estos grupos delictivos se están dedicando a crear zonas de reparto junto con grupos de choque, que impiden el acceso a las gaseras y sólo permite la comercialización a las empresas ilícitas qué se dedican a la distribución de producto sin certeza sobre su origen.

«El robo de gas es el principal tema de preocupación en nuestra industria, es la prioridad que tenemos y es la afectación más fuerte no sólo como industria y empresas, sino el daño tan grande que le está causando a Petróleos Mexicanos (Pemex) y al Gobierno Federal», dijo.

Detalló que con estas acciones por parte de criminales se crea un boquete económico a la recaudación, porque se deja de vender de manera formal y no se pagan impuestos y añadió que las empresas ilícitas no compran producto, no pagan para su transporte o compran autotanques, sino que todo lo roban.

«El robo del gas LP es una herencia que esta administración recibió y es terrible, es una herencia que nadie quisiera recibir. En el sexenio anterior fue desatendido el problema, se rebasó y se salió de control, creció en nieve veces el número de tomas clandestinas y la cantidad de productos robado», puntualizó.

De acuerdo con las últimas cifras disponibles en la Amexgas, el robo de gas LP significó una ‘tragedia’ para el país que generó un boquete por 13 mil millones de pesos a Pemex el año pasado.

«Se está generando un problema social porque la única empresa a la que le permitimos que entre a nuestras casas es la del gas, ya sea para rellenar o cambiar los cilindros y se le está abriendo la puerta a personas que no trabajan en empresas formales y que se dedican al robo y la distribución de un producto ilícito».

Carlos Serrano señaló que esto es muy grave y puede generar problemas de competencia, ya que al crear estas plazas se mantiene a los consumidores cautivos, al permitir la entrada de otros participantes, por lo que se ven obligados a comprar a alguna de estos tipo de empresas y fijar precios más altos.

La Amexgas además habló sobre el Congreso Internacional de GLP que se realizará del 26 al 28 de octubre, el cual se impartirá en línea de acuerdo con las condiciones actuales de la contingencia sanitaria y en el que se planteará los temas más relevantes de la agenda del sector a implementarse en el 2021.

(milenio.com)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *