*El gobierno federal solicitó al Poder Legislativo la dilatación ante la imposibilidad de concluir negociaciones con la iniciativa privada

El gobierno federal pidió a los diputados posponer la discusión sobre la reforma a la subcontratación conocida como outsourcing hasta febrero, y será una iniciativa preferente del presidente, Andrés Manuel López Obrador.

Mediante un comunicado enviado a los legisladores, el gobierno federal solicitó que, ante la imposibilidad de concluir las negociaciones con el sector patronal, y “ante la envergadura de la reforma y sus impactos operativos, las empresas solicitaron un plazo de tiempo para llevar a cabo este proceso.

Por ello, se solicita respetuosamente al Poder Legislativo se pueda posponer al mes de febrero de 2021 la discusión parlamentaria de la iniciativa que se señalará como preferente para que en un periodo no mayor a 30 días pueda discutirse y, en su caso, aprobarse”, dice la comunicación oficial.

El gobierno reconoce que no hay un acuerdo en torno al esquema para determinar el reparto de utilidades, este punto no ha quedado totalmente definido ni socialmente debatido. Por ello, solicitó más tiempo para llevar a cabo estas consultas para definir un sistema que resulte justo, equitativo y evite la discrecionalidad en su pago.

En un documento titulado “Acuerdo Tripartita entre el Sector Empresarial, el Sector Obrero y el Gobierno de México respecto a la Subcontratación”, el gobierno federal hizo un llamado a las empresas que manejan nóminas para que terminen de inmediato con las prácticas irregulares que afectan a los trabajadores.

En particular, el gobierno se refiere a aquellas compañías que aprovechan el fin de año para dar de baja a un importante número de trabajadores para no cumplir con sus obligaciones como el pago de aguinaldo.

También exhorta al Instituto Mexicano del Seguro Social IMSS y al Servicio de Administración Tributaria a estar atentos para supervisar a las empresas y en caso de encontrar alguna irregularidad o posible comisión de delitos se proceda de inmediato ya sea administrativa o penalmente.

En el documento, las tres partes, obreros, patrones y gobierno acordaron y se comprometieron a resolver el problema de la subcontratación de personal.

En lo que corresponde a las empresas iniciarán de inmediato el proceso para regularizar a su plantilla laboral, en el marco de la iniciativa presidencial.

(razon.com.mx)