Al superar las 4 mil 533 personas hospitalizadas por COVID-19 que se registraron el pasado 22 de mayo, Claudia Sheinbaum, jefa de Gobierno de la Ciudad de México, reconoció que la capital se encuentra en un pico máximo de hospitalizaciones.

Con poco más de 4 mil 598 hospitalizados, la ciudad llegó a un nuevo pico máximo, con una ocupación hospitalaria del 66%.

“Estamos justamente en el límite que estuvimos en mayo y, por eso es esta insistencia a la ciudadanía, este llamado, y por eso le llamamos emergencia por COVID-19.  En efecto, nos encontramos en esas circunstancias”, reconoció.

La jefa de Gobierno explicó que aumentó la capacidad hospitalaria a comparación del mes de mayo, por lo que aún se pueden atender a pacientes con Coronavirus.

En tanto hizo un llamado a que la ciudadanía participe quedándose en casa y acatando las reglas anunciadas con anterioridad, aunque la situación no es la misma que en mayo.

“Debemos entrar a un nivel de estabilización y reducción, ¿Cómo lo vamos a lograr? solo con la participación de todos, no es la misma situación que vivíamos en mayo”, dijo.

Además, justificó que el aumento de enfermos se debe a que el mes pasado la gente relajó las medidas sanitarias y empezaron a realizar fiestas, por lo que se buscará hacer un estudio sobre cuántos casos se pudieron dar COVID-19 antes estas reuniones.

“Hay publicaciones científicas de otras ciudades del mundo, justamente es esto lo que generó el incremento en el número de contagios, dada esa información que tenemos es el llamado de quedarnos en casa y sana distancia y a la no realización de fiestas en este periodo, claro sentimos y nos duele que no haya fiestas navideñas”, mencionó.

(24-horas.mx)