El gobierno federal implementará un sistema de código QR que evitará que el personal de salud, incluso la misma población, pretenda «saltarse la fila» para acceder antes de tiempo a la vacuna contra el COVID-19, informó Ruy López Ridaura, director general del Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades (Cenaprece).

En entrevista con MILENIO, López Ridaura comentó el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) es el que cuenta con la plataforma de la Condecoración Miguel Hidalgo que contiene la lista de los trabajadores de la salud que se encuentran en la primera línea de la batalla y además es el encargado de diseñar este código de control QR para evitar desorden.

La estrategia de control QR, abundó, arrancará en la Ciudad de México donde las instituciones hospitalarias se han responsabilizado en organizarse.

Por tratarse de una vacuna con características especiales, debe estar bajo un sistema de control de temperatura, el gobierno de la Ciudad de México ha apoyado con un sistema de transportes colectivos para llevar al personal. “Si no llegas en ese transporte, no entras”.

Pero ahora, aseveró, se contará adicionalmente con esta carta invitación con QR que contiene los datos del trabajador. Todo debe coincidir. En esta primera etapa de la vacunación se está haciendo un censo de los más de 25 mil trabajadores de la salud inmunizados para detectar alguna irregularidad. Solo se ha detectado, hasta el momento, un solo caso.

Se refiere al de José Rogel Romero, director del Centro Médico “Lic. Adolfo López Mateos” de Toluca, quien usó sus influencias para recibir, junto con su familia, la primeras dosis que llegaron de COVID-19 de Pfizer.

“El código QR es como tu pase de abordar para entrar, tener un espacio, y acceder a la vacuna. Ese pase lo recibirán los trabajadores por correo electrónico”, explicó López Ridaura tras aclarar que la estrategia abarca a todo el sector salud, IMSS, Issste, Pemex, Marina, Insabi, Sedena y salud local.

“Cuando hablamos de calibración, justamente a eso nos referíamos, sabíamos que iba a pasar estas cosas (querer adelantarse a la vacuna) y por ello estamos creando los diferentes candados. Lo estamos haciendo en todo el sector y todo el sector está participando en tener una estrategia más controlada”, aclaró.

“En la plataforma se define el tipo de labor que están desarrollando los trabajadores. Si están en la primera línea de combate en la pandemia, contarán con esa carta invitación con un código QR que deberán presentar cuando vayan a vacunarse. Si no aparecen en la plataforma, es que no les toca y no hay vacuna”, detalló.

La estrategia, abundó, posiblemente sea aplicada también en las siguientes fases de inmunización definidas en la Estrategia Nacional de Vacunación para evitar, justamente, que en integrantes de una familia o de una comunidad pretendan adelantarse en las etapas definidas dentro del esquema.

Sabemos, dijo, que será más complicado aplicar dicha estrategia de código QR entre la sociedad, por ello, aún están analizando cómo ajustan los candados en las siguientes fases para que todo el proceso se haga de manera ordenada, equitativa y respetuosa.

En el caso de que algún trabajador, en esta etapa, logre infligir los mecanismos de control, López Ridaura explicó que seguramente habrá algún tipo de sanción, “no lo sabemos, aquí lo importante es la prevención”.

Sobre la importación de la vacuna, López Ridaura dijo que “está en evolución. Todavía no hay indicación clara, ahorita la prioridad es la compra publica y, en algún momento va a haber la apertura de la compra por distribuidores o por empresarios. Pero es algo que no es el enfoque prioritario. En algún momento se va a definir con mayor claridad. Por el momento no se puede”, detalló.

La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (Cofepris) aún no tiene fecha para recibir a empresarios y toda la documentación requerida para que obtener los permisos de importación e ingreso a México de la vacuna de Pfizer, con fines de comercialización.

La Cofepris está, en este momento, centrada en la verificación de las lotes de vacunas contra COVID que está recibiendo por parte de las compras efectuadas por el gobierno y esa es su prioridad, finalizó López Ridaura.

(milenio.com)