Las autoridades de seguridad pública de Ecatepec, Estado de México, y de Cancún, Quintana Roo encabezaron un listado de las más corruptas del país, ya que 83 por ciento de los habitantes con los que tuvieron contacto directo experimentó algún acto de corrupción durante el cuarto trimestre del año.

La Encuesta Nacional de Seguridad Urbana (ENSU), realizada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), revela que los pobladores de esas dos ciudades fueron los que más sufrieron por sobornos relacionados con incidentes de tránsito, infracciones, detenciones por riñas, faltas a la moral o administrativas.

A escala nacional, el promedio de personas que experimenta algún acto de corrupción por parte de agentes de seguridad es de 47.9 por ciento, por lo que ambas ciudades antes mencionadas rebasan la media por más de 35 puntos porcentuales.

Además, la alcaldía de Cuajimalpa, en la Ciudad de México, se ubica como la tercera con más tasa de corrupción por parte de sus fuerzas de seguridad, ya que 70.2 por ciento de los habitantes que trataron con policías dijeron que padecieron de algún tipo de soborno.

Otras poblaciones que muestran altos porcentajes de corrupción policiaca son Magdalena Contreras, en la capital (69.6 por ciento); Mazatlán, Sinaloa (69.5 por ciento); Uruapan, Michoacán (68 por ciento); Acapulco, Guerrero (67.7 por ciento) y Tijuana, Baja California (66.1 por ciento).

Por el contrario, las ciudades donde sus habitantes reportaron menos sobornos por parte de las autoridades de seguridad fueron Mérida, Yucatán (8.1 por ciento); Colima, Colima (9.8 por ciento); Manzanillo, Colima (11 por ciento) y Priedras Negras, Coahuila (14.7 por ciento).

De las 16 alcaldías de la Ciudad de México, en cinco de ellas los habitantes denuncian altos niveles de corrupción. Además de Cuajimalpa y Magdalena Contreras, donde siete de cada 10 encuestados reveló que padecieron un acto de corrupción, las demarcaciones Venustiano Carranza, Álvaro Obregón y Tláhuac mantienen porcentajes mayores de 60 por ciento.

En contraparte, la alcaldía Miguel Hidalgo es la que presenta el menor índice de personas que fueron víctimas de algún soborno, con 26 por ciento de incidencia, y destaca que Iztacalco registró un resultado “no significativo”, por lo que no cuenta con un índice comparativo en esta entrega de la ENSU.

(milenio.com)