En Guerrero se evalúa el cierre de playas, ante el aumento de contagios por COVID-19, así como por la alta incidencia de turistas y residentes que no usan cubrebocas durante su estancia.

“En la medida que sigamos teniendo las playas abiertas, que las personas no tengan cubrebocas, que no guarden la distancia, pues todo lo que hagamos va a ser totalmente inútil, porque en un fin de semana llega el contagio otra vez.

Entonces, sí estamos en un proceso de análisis de qué hacer con las playas, lo quiero anticipar”, señaló el gobernador Héctor Astudillo.

Detalló que este tema se abordará en conjunto con los alcaldes, para analizar las diversas circunstancias y sus posibles efectos.

El mandatario reconoció que durante este año de emergencia, los rubros de salud y economía han tenido afectaciones derivado de los contagios, así como de la suspensión de algunas actividades, por lo que se mantiene una estrategia integral de atención en estos temas.

(24-horas.mx)