David Colmenares Páramo, titular de la Auditoría Superior de la Federación, no puede poner en entredicho la honestidad del presidente Andrés Manuel López Obrador; debe aclarar lo sucedido y si existe alguna responsabilidad, la Cámara de Diputados debe actuar conforme a derecho, porque la ASF no es intocable, aseguró Eduardo Ramírez, presidente de la Mesa Directiva del Senado.

“Es un asunto donde el Presidente se manifiesta, tiene derecho a hacerlo, a defender su honor, a defender su honestidad que ha pregonado durante tantos años y que ni una sola autoridad con decisión constitucional, puede poner en entredicho…Pero, el Presidente está en todo su derecho de manifestarse y solicitar como cualquiera de nosotros que rinda cuentas, la Auditoría no es intocable”, afirmó.

En entrevista, el senador de Morena se refirió a la rectificación que hizo la ASF sobre la estimación inicial que hizo del costo por la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAIM) y le pidió hacer su trabajo con objetividad y transparencia.

Sin embargo, no quiso opinar sobre si Colmenares debe ser removido del cargo, como lo han propuesto algunos morenistas y panistas.

(milenio.com)